Causas y prevención de los juanetes

Se trata de una de las deformidades más frecuentes de los huesos del pie. Consiste en la angulación lateral del dedo gordo en dirección al segundo dedo. Se produce a causa del engrosamiento del lado interno de la cabeza del hueso, junto con la formación de una bolsa serosa.  Esta protuberancia ósea junto a su bolsa forman el  juanete.

juanetes

Esta afeccion es más frecuente en las mujeres debido al uso de calzado estrecho y alto.

El ochenta por ciento de los juanetes aparecen en formas de pié con el dedo gordo más largo que los demás.

Esta deformidad también se asocia el pie plano.

La artritis reumatoide puede ser causa de juanete.

Suelen aparecer con más frecuencia a partir de los cuarenta años.

 

Recomendaciones

  • utilice calzado ancho que le permita tener suficiente espacio para los dedos
  • utilice plantillas de gomaespuma para proteger el juanete o separadores interdigitales.
  • mantenga una buena higiene del pie con el fin de evitar infecciones

Cirugía

Existen multitud de técnicas quirúrgicas para tratar la afección de juanetes. Si decide operarse debido tanto a una cuestión estética como al dolor a pesar de usar un calzado adecuado, si no puede realizar las actividades normales o le causan infecciones, el especialista le indicará la técnica más apropiada para su caso. Tenga en cuenta que muchas personas tienen ciertas dificultades para calzar zapatos elegantes y estrechos tras la operación.

Recuerde…

La mejor forma de prevenir y tratar los juanetes en un período incipiente de aparición es el uso de un calzado holgado y tacón de no más de 5 centímetros.

Anuncios

Una infusión saludable de té, miel y vinagre

Un te medicinal que realmente vale la pena conocer es el que se prepara con te, miel y vinagre de manzana. Estos productos tienen cualidades curativas importantes que se potencian cuando se los combina en una infusión.

Es muy simple elaborar la infusión de té, miel y vinagre. Se prepara una taza de té negro, se le agrega 2 cucharaditas de miel y 2 de vinagre de manzana.

temielvinagreLos beneficios para la salud de la infusión de té, miel y vinagre son:

-ayuda a desintoxicar al organismo

-ayuda a bajar la presión arterial

-favorece la alcalinidad de la sangre y por ende la salud

-ayuda a evitar el desarrollo de afecciones en la vejiga y los riñones

-previene el desarrollo de osteoporosis y otras patologías en los huesos

-ayuda a controlar los niveles de colesterol en sangre

-ayuda a tratar los dolores musculares

-favorece la reducción de peso

-mejora la salud de la piel y el cabello

-ayuda a tratar las uñas quebradizas o débiles

-ayuda en el tratamiento del eczema

-ayuda a mejorar el estado de la memoria

-ayuda a combatir las nauseas

-ayuda a combatir el envejecimiento

-mejora la digestión

-favorece el sueño por lo que es aconsejado para quienes sufren de insomnio

-ayuda a fortalecer el corazón

 

Se recomienda tomar 3 tazas diarias de esta infusión para poder obtener resultados positivos en nuestra salud.

Si tenemos dudas sobre esta infusión debemos consultar al farmacéutico o nutricionista para evitar algún efecto adverso. 


Cuando la diabetes daña tus ojos

ImagenCuando tienes diabetes y no te cuidas, pueden surgir complicaciones en tus nervios, tus riñones y también tus ojos, al punto de que te puede causar ceguera. Acá te contamos de qué se tratan las complicaciones en tus ojos.

El tener diabetes te cambia la vida. Desde el momento en que te dicen que sufres de esta condición debes empezar a actuar para mantenerla controlada. Si los niveles de glucosa en tu sangre se suben demasiado pueden causar daños severos e irreversibles en varios de tus órganos, incluyendo tus ojos. Los niveles elevados de glucosa afectan tu sistema cardiovascular a dos niveles: microvascular (pequeños) y macrovascular (grandes) , dependiendo del tamaño de los vasos sanguíneos que afectan. En el caso de los ojos, es, por obvias razones, un daño microvascular.

Después de los riñones, los ojos son los que más sufren los daños de una diabetes descontrolada. Las cataratas, el glaucoma y la retinopatía que pueden resultar en ceguera no son condiciones exclusivas de los diabéticos, pero sí aumenta el riesgo de desarrollarlas cuando se tiene diabetes.

Para que entiendas lo que sucede te vamos a explicar de qué se tratan estas condiciones.

  • Cataratas: Si alguna vez has visitado las cataratas del Niágara o de Iguazú, entenderás por qué se le llama cataratas a esta enfermedad: se siente que sobre tus ojos cae una gran nube de vapor que no los deja ver claramente.  Las cataratas ocurren porque el cristalino o lente del ojo, se “nubla”.  El cristalino está compuesto por agua y proteínas. Cuando se acumulan las proteínas, forman grumos, los cuales forman una especie de película gris o blanquecina que cubren el cristalino y obstruyen el paso de la luz.  Las cataratas pueden causar ceguera.
  • Glaucoma: Dos terceras partes de los casos de glaucoma en Estados Unidos se deben a la diabetes tipo 2. El glaucoma es también la causa principal de ceguera en este país. El glaucoma es la presión elevada en el ojo, que eventualmente causa lesiones en el nervio óptico y produce la pérdida de visión en uno o ambos ojos.
  • Retinopatía: La causa de esta condición es el deterioro de los vasos sanguíneos que irrigan a la retina en el fondo del ojo. Cuando los vasos sanguíneos están debilitados es posible que se escape líquido o sangre de ellos y se formen ramas frágiles en forma de cepillo que pueden agrandarse en ciertos lugares. Cuando la sangre o el líquido se salen, forman un tejido fibroso que hace que la imagen que se envía al cerebro sea borrosa. Las personas que han padecido de diabetes (ya sea tipo 1 o tipo 2) por más de 10 años, corren un gran riesgo de desarrollar retinopatía diabética. La presión arterial alta y los niveles de azúcar elevados en la sangre contribuyen a esto. Eventualmente, la retinopatía puede causar el desprendimiento de la retina, y por consiguiente, la ceguera.

Sin embargo, es importante que sepas que en ocasiones, estas enfermedades se desarrollan y avanzan silenciosamente. Por eso es importante que si padeces de diabetes, te examines los ojos regularmente con un especialista. Esto podría salvar tus ojos y tu vista.


Alimentos contra el cáncer

ImagenEl cáncer es una de las enfermedades más recurrentes y peligrosas del siglo XXI. Un factor común en la actualidad, como es el estrés, puede lograr que desarrollemos esta enfermedad y puede conducir a la muerte.

Dicen que la comida puede ser el mejor aliado de las personas, si sabes comer saludable, y como dicen que “mejor es prevenir que lamentar”, a continuación una lista de alimentos que recopilo Salud 180 que ayudan a evitar la aparición y desarrollo del  cáncer.

 1. Frutas del bosque: Ayudan a combatir el cáncer por su alto contenido de carotenoides, vitamina c, lignina, celulosa y pecticina.

2. Vino tinto: Contiene polifenoles, los cuales reducen la activación de una proteína que desarrolla las células cancerígenas.

3. Brócoli: Tiene un componente químico, llamado sulforafano, que elimina de manera selectiva las células cancerosas.

Consume alimentos que, por sus propiedades, te ayuden a prevenir ciertos tipos de cánceres, como el de mama, próstata y colon.

4. Derivados de la soya: Como el tofu, contienen isoflavonas, las cuales poseen propiedades anticancerígenas.

5. El té verde: Es un antioxidante que protege las céulas del daño de los radicales libres.

6. Ácidos grasos  Omega  3: Que contiene el pescado azul o las sardinas, tienen un efecto preventivo contra el cáncer de mama, próstata y colon.

7. La nuez: Contiene ácidos grasos Omega 3, fitosteroles y antioxidantes que detienen el desarrollo del cáncer.

8. Tomate: Contiene licopeno, una sustancia de gran potencial antioxidante que regula el ciclo celular.

9. Ajo: Posee un alto contenido de azufre, oligosacáridos, flavonoides y selenio que reducen la proliferación de células cancerígenas.

10. Aguacate: Es un poderoso antioxidante que ayuda a frenar el cáncer de próstata.


La angina de pecho: cómo afecta a tu corazón

ImagenLa angina de pecho no es una enfermedad en sí misma, representa un síntoma de la enfermedad de las arterias coronarias, la más común de las afecciones cardíacas en los adultos.  Cuando las arterias coronarias, que son las encargadas de suministrar sangre cargada de oxígeno al músculo cardíaco, se obstruyen (tapan) por la acumulación de placa (formada por grasa, colesterol, calcio y otras sustancias), el resultado es lo que se conoce como aterosclerosis. O sea, la ateroesclerosis es el engrosamiento y el endurecimiento de las arterias debido al depósito de placa en sus paredes. Esto puede causar estrechamiento y bloqueo.

La causa principal de la angina de pecho es la aterosclerosis. Cuando una persona que tiene una o varias arterias coronarias estrechas necesita realizar un esfuerzo físico intenso, o sencillamente se emociona o come en exceso, el corazón no puede recibir la sangre adicional que necesita en ese momento. Entonces ¿Qué sucede? La persona experimenta dolor, presión o molestia en el pecho, que suele durar menos de 5 minutos. Eso es angina de pecho.

Los casos de angina de pecho son bastante frecuentes. En los hombres, se producen por lo general después de los 30 años y en las mujeres, unos años más tarde.  No todos sienten los mismos síntomas.  Algunos describen los episodios de angina de pecho como presión, ardor, o un “apretón” en el centro del pecho.  Otros experimentan dolor en los brazos, hombros, cuello, mandíbula o la espalda.  Muchas veces, puede incluso confundirse con los síntomas de una indigestión.  Y no faltan quienes tengan náuseas, cansancio, falta de aire, sudoración, mareos y debilidad.

Si tú, un familiar o un amigo sufren con frecuencia este tipo de malestar en el pecho, es importante que vayan al médico. Si el doctor diagnostica que se trata de angina de pecho, determinará además, si se trata de una angina de pecho estable o inestable. Ambas significan que tienes riesgo de sufrir un ataque cardíaco (infarto de miocardio), pero la angina de pecho inestable es mucho más peligrosa.

La angina de pecho estable (o de esfuerzo), tiende a tener un patrón predecible y es la forma más común de la angina de pecho. La actividad física intensa es lo que tiende a desencadenarla principalmente, por ejemplo, subir escaleras o correr.  El dolor desaparece cuando la persona se detiene y descansa.  Pero la angina de pecho estable puede ocurrir por otras causas, como fumar, episodios de estrés, una emoción fuerte y repentina, un frío intenso o hasta comer en exceso.  El tratamiento de este tipo de angina de pecho incluye cambios en el estilo de vida, además de medicamentos, como nitratos (nitroglicerina), beta bloqueadores, medicamentos antagonistas del calcio y aspirina.

La angina inestable o de reposo, por su parte, es menos predecible y puede incluso ocurrir durante períodos de descanso o durante un esfuerzo muy pequeño .  Además, puede durar más, resultar más severa y puede ocurrir más a menudo que la angina de pecho estable. Su tratamiento es diferente y más urgente, ya que con este tipo de angina de pecho la persona tiene un riesgo muy alto de sufrir un ataque al corazón.

¿Quiénes tienen más riesgo de sufrir de angina de pecho?

A continuación, enumeramos algunos de los factores de riesgo:

  • Tener diabetes
  • Tener el colesterol alto
  • Tener más de 45 años (si eres hombre) y tener más de 55 (si eres mujer)
  • Fumar o estar expuesto a humo de segunda mano
  • Tener presión arterial alta (hipertensión)
  • Tener el síndrome metabólico
  • Tener sobrepeso, no hacer ejercicio o llevar una dieta poco saludable
  • Tener antecedentes familiares de enfermedades cardíacas    

    Para evitar los episodios de angina de pecho es preciso modificar esos factores de riesgo, comenzando por mejorar el estilo de vida. La dieta y el ejercicio son fundamentales, así como reducir el peso (si tienes sobrepeso) y dejar de fumar.  Además, el doctor determinará, si requieres medicamentos y supervisará estrechamente las modificaciones a tu estilo de vida, así como tus niveles de presión arterial, glucosa (azúcar) en la sangre y el colesterol.

    También es importante conocer y estar alerta a las señales de un ataque cardíaco. Te recordamos los síntomas típicos:

    • Molestia, dolor o presión  en el centro del pecho
    • Dolor que se extiende desde el pecho a los brazos, mandíbula, dientes, espalda, cuello o estómago
    • Sudoración, fatiga y/o mareo

    Recuerda además, que las mujeres pueden sufrir un ataque cardíaco sin dolor en el pecho y tienden a experimentar síntomas que no son tan típicos, como dolor abdominal, vómitos o náuseas.

    Si notas estos síntomas, especialmente si no desaparecen, es vital llamar al teléfono local de emergencias para que te trasladen a un hospital o a un centro médico de inmediato.

    Con el corazón no se juega. Si notas dolor, presión o malestar por transitorios que sean, busca ayuda médica. Es importante que se determine si se trata de un problema del corazón. Si te diagnostican angina de pecho sigue al pie de la letra el tratamiento que te indique el médico para controlarla e idealmente, evitar un ataque cardíaco.


Cinco diferencias entre las personas obesas y delgadas

Las personas con obesidad y sobrepeso en ocasiones no logran adelgazar; se ha demostrado que 38% reconoce que deberían comer mejor. Sin embargo, sí existen personas con una tendencia mayor a padecer obesidad.

El ex atleta profesional y coach psicológico, enumera en su libro “Muere gordo o Ponte firme”, las diferencias de hábitos y pensamiento entre las personas delgadas y las personas con obesidad y sobrepeso.

Por lo cual, en Salud180.com te decimos cuáles son las principales que ayudan a tomar conciencia de los hábitos poco saludables:

1. La golosina de la felicidad. Las personas delgadas comen para estar saludables y tener energía, en tanto que las personas obesas o con sobrepeso relacionan comida con felicidad y se tientan con todo tipo de productos que ven por delante.

2. Al rescate. La persona con sobrepeso espera que alguien la rescate de la obesidad y culpa a los demás de su condición. Mientras que los delgados saben que ellos mismo son quienes deben actuar, son responsables de su propio peso.

3. Las dietas no funcionan. Para una persona delgada, la gente la que no funciona cuando deben hacer dieta. En tanto que una persona con sobrepeso tiende a justificarse diciendo que “la dieta no ha funcionado”, así no se culpan por haber fracasado o disimulan su falta de compromiso.

4. Es bueno ser un gordito feliz. Las personas obesas viven con una falsa ilusión que les da permiso y justificación para seguir comiendo en exceso. En cambio, ser realista puede llegar a provocar mucho dolor emocional, pero las personas delgadas pueden detener ese comportamiento autodestructivo.

5. Empiezo el lunes. El delgado sabe que ese día no llega nunca. La persona con sobrepeso se engaña a sí misma pensando que puede romper la dieta, volver a empezar el lunes y eventualmente tener éxito. El delgado, en cambio, reconoce que es una trampa psicológica y una excusa para comer de más y mantener la obesidad para siempre.

Ser delgado u obeso es una elección, debido a que nadie está obligado a comer o a hacer ejercicio. Cada uno es 100 % responsable de la imagen que mira en el espejo, la cual es resultado de lo que se hace cada día, de las comidas que se eligen y del tiempo que se dedica a hacer ejercicio.


Fitoterapia de la disfunción eréctil

ImagenEl Adenoma benigno de próstata o hiperplasia benigna de próstata es una tumoración benigna que padecen el 40% de hombres mayores de 60 años y el 80% mayor de 70 años.

Para esta patología se pueden utilizar las siguientes plantas:

  1. Sabal

Posee varias acciones las cuales son:

  • acción anti-androgénica, es decir, inhibe los dos isoenzimas de la 5a-reductasa (paso de testosterona a dihidrotestosterona con mayor afinidad por receptores androgénicos). La isoenzima tipo 1 se localiza en tejidos no sexuales y la tipo 2 en tejidos genitales e hígado Interfiere la unión de la testosterona y de la dihidrotestosterona a los tejidos y receptores androgénicos.

  • Acción antiinflamatoria, inhibe los dos vías del metabolismo del ácido araquidónico (COX y 5-LOX) afectando por tanto a PGs y LTs y modifica la respuesta a la histamina.

  • Genera ligeras molestias gástricas.

    1. Pigeum

    Su acción farmacológica se basa en reducir los trastornos asociados al adenoma benigno de próstata, aumentar el flujo urinario y reduce el volumen de orina residual, producir mejoría sintomática y sensación subjetiva de mejora en calidad de vida. No reduce el tamaño del adenoma. No tiene efectos importantes, solo ligeras molestias gástricas

    1. Calabaza

    Puede producir posibles alergias. Se encuentra indicado para molestias miccionales asociadas a hiperplasia benigna de próstata, Vejiga irritable y Parasitosis intestinales (tenia y otras)

    1. Ortiga mayor

    Las raíces son antiinflamatorias y antiadenomatosa (inhibe la 5a-reductasa). Un efecto secundario es que la raíz (decocción) es irritante gástrico. Se indica para Trastornos miccionales relacionados con el adenoma benigno de próstata

    La disfunción eréctil tiene en general una causa física (enfermedad, lesión, o efectos secundarios de medicamentos) aunque a veces es psicológica. El tratamiento farmacológico coadyuva en la resolución de la disfunción. Para la Fitoterapia de la disfunción eréctil se utiliza:

    1. Especies con potencial interés

    • Maca

    • Abrojo

    • Damiana

    • Ginseng

    • Nuez moscada

    • Clavo

    • Picnogenol

    • Kwai